Qué es el hosting web

Proveedor de servicios hosting

Si estás pensando en crear un negocio online necesitarás una serie de requisitos técnicos para poder comercializar productos a través de la red. Cuando creamos una tienda online debemos considerar también los aspectos técnicos que implican.

En primer lugar debemos escoger una plataforma de venta donde estarán los productos que vamos a comercializar, un dominio de e-commerce que determine la URL de la tienda online y así se pueda encontrar en Internet y el alojamiento donde estará almacenada la plataforma de venta.

El hosting también se conoce como hospedaje web o alojamiento web.

¿Para qué sirve el hosting o alojamiento web?

Las páginas web o e-commerce están online, es decir, se encuentran en la red. Pero para poder localizarlas en todo momento es necesario que estén almacenadas en un alojamiento conectado a la red. El alojamiento web es un servicio de almacenaje que posibilita que la web esté operativa las 24 horas del día desde cualquier parte del mundo.

Un servidor es como un disco duro externo permanentemente conectado a Internet

Las empresas de hosting proporcionan los servicios de almacenaje de webs o tiendas online. Tienen una infraestructura necesaria para albergar diferentes webs y mantenerlas operativas. Se encargan de velar por la seguridad de la web, que no se produzcan ataques o que no se caiga la web (deje de estar disponible). Garantizan que la tienda online esté siempre operativa. 

Existen diferentes tipos de hosting, habrá que seleccionar un plan de hosting adecuado a nuestro negocio online.

Servicios de hosting

Cuando contratamos un proveedor de hosting estamos alquilando un espacio en el servidor para que contenga nuestro e-commerce. Los proveedores de hosting tienen más servicios además de almacenar la web. Aquí detallamos las posibilidades que ofrecen:

  • Alojamiento web o e-commerce. Almacenar los archivos que conforman nuestra tienda online.
  • Gestión de compra y mantenimiento de dominios. También proporcionan los servicios relacionados con los dominios. Se encargan de relacionar la web o e-commerce con la plataforma de venta.
  • Servicio de correos. Relacionado con el dominio, también se encargan de gestionar los correos de la empresa. Pueden crear diferentes cuentas de correo y gestionar redirecciones o capacidad de almacenamiento.
  • BBDD. Cada proveedor ofrece un número diferente de Bases de Datos, se trata del número de webs que puedes tener alojadas en el servidor.
  • Transferencia web. Es la limitación de datos a tu web, es decir, el tráfico que recibes. Si se trata de una web con un gran volumen de visitas será necesario un plan de hosting más elevado.
  • Acceso vía FTP. A través de FTP (Protocolo de Transferencia de Archivos) se pueden enviar archivos de grandes tamaños.
  • Certificados de seguridad SSL. Se trata de un certificado que demuestra a los usuarios que la página web es segura.
  • Acceso al panel de control. Sin ser experto en la materia es posible gestionar el hosting de tal manera que se pueden crear cuentas de correo, instalar aplicaciones o redireccionar dominios. Este servicio no lo ofrecen todas las empresas.

En este artículo encontrarás todos los  factores a tener en cuenta al contratar un hosting para e-commerce.