Ejemplos de KPI para e-commerce

Ejemplos de KPI para e-commerce

Los negocios se enfrentan a la era de la inmediatez donde, más que nunca, la tecnología invade cada proceso y cada toma de decisión.

Los clientes necesitan los pedidos para ya mismo, todo es urgente, y las empresas debemos estar atentas y alerta para dar la talla y poder enfrentar con profesionalidad y eficacia estas situaciones.

Por ello, más que nunca, debes tenemos muy claros algunos ejemplos de KPI para e-commerce que te van a permitir tener una visión global del negocio y, sobre todo, tomar buenas decisiones en tiempo real.

Algunos ejemplos de KPI para tiendas online

Cada vez son más las empresas que se unen a la ola de la transformación digital, siendo una de las principales consecuencias el tener presencia online y ofrecer servicios 24/7.

Así, una de las alternativas que más alto apuntan es la de la apuesta por la creación de un negocio online  o e-commerce. Sin embargo, el tener una web bonita y ofrecer un gran producto, no son, en absoluto, sinónimo de éxito.

¿Puedes hacerte una idea de cuál es el determinante para triunfar en el negocio online? La realización de un análisis continuo y pormenorizado de tu e-commerce, a través de los diferentes tipos o ejemplos de KPI para e-commerce, que no son más que una serie de indicadores clave que determinan e indican la salud de nuestro negocio.

A continuación, te detallamos algunos de los KPIs  más relevantes:

1. Tráfico

Una de las KPIs para e-commerce fundamentales. El tráfico de tu tienda online está estrechamente relacionado con la popularidad del mismo y, obviamente, cuanto mayor sea, mucho mejor. No obstante, una cosa muy importante que debes tener en cuenta es que tener un alto nivel de tráfico no siempre se traduce en mayor conversión y, por ende, mayor número de ventas.

2. Tiempo medio de visita

Este indicador clave para e-commerce hace referencia al tiempo que los visitantes o usuarios están dentro de nuestro sitio web. Es decir, los segundos o minutos exactos que pasan desde que entra a nuestro e-commerce hasta que se va. ¿Para qué sirve este ejemplo de KPI? Para ver si el contenido que tienes publicado en tu web despierta o no interés. A mayor tiempo de duración de la visita, más interesante será nuestro contenido. Algunas claves de la analítica del e-commerce es trabajar mucho las fotografías, las call to action, los mensajes destacados, publicación de videos, etc.

3. Visitantes nuevos contra recurrentes

Una de las pistas que puede darnos este KPI para e-commerce es si nuestros usuarios son fieles (revisando la cantidad de usuarios recurrentes) o si llegamos a una cantidad importante de nuevo público.

4. Entorno social

¿Cuánto tráfico de nuestra tienda online proviene del entorno social o las redes sociales? Cada vez, éstas adquieren más relevancia, volviéndose una pieza clave en las estrategias de marketing o de comunicación de las compañías.

5. Páginas vistas

Este KPI para e-commerce indica el promedio de páginas vistas por visita de cada usuario. Si un usuario visita varias veces una misma página, ésta entrará en el cómputo total de páginas vistas.

6. Fuentes de tráfico

Uno de los parámetros o indicadores clave para un e-commerce más relevantes es el de las fuentes de tráfico, es decir, los canales a través de los cuales los usuarios entran a nuestra tienda online. ¿Nuestros usuarios vienen más a nuestra web por tráfico orgánico, de referencia? Es importante el análisis de un e-commerce para determinar todos estos aspectos.

7. Porcentaje de rebote

Una de las KPIs para e-commerce más relevantes. Cuanto más alto sea este porcentaje, peor. Significará que nuestra página no está bien enfocada y  no tiene el contenido que el usuario esperaba encontrar. Así, debemos averiguar las razones de la elevada tasa de porcentaje y tratar de reducirla: evitando publicidad, creando un contenido de mayor calidad, mejorar el diseño y usabilidad….